Parafarmacia


Disponemos de productos que no son medicamentos pero se consumen, aplican o utilizan por el ser humano, para mejorar o contribuir a cuidar la salud de las personas sanas.

Nuestros productos son muy diversos. La dermofarmacia o cosméticos, son los más abundantes. También incluye los productos sanitarios, como el material de cura, productos de ortopedia y test de autodiagnóstico. Los productos infantiles como biberones y chupetes también se incluyen en parafarmacia al igual que los alimentos para situaciones especiales, los desinfectantes y plaguicidas para la higiene humana.